El Sannajat

El Sannajat, ee todos los animales terres­tres, es el más corpulento y resulta un verdadero peligro para los lugares en que habita.

Si su mirada encuentra el ojo de cual­quier animal, el Sannajat muere; y de forma similar, cualquier animal cuya mirada da en el ojo de él muere también; pero si la mirada ha dado primeramente en el cuerpo del otro, y solamente después en el ojo, esta naturaleza peculiar no entra en juego.

Por eso, mientras el Sannajat vive, ningún otro animal posee un lugar de reposo o de retiro; y cuando muere el Sannajat, proporciona ali­mento durante largo tiempo a los animales de la región.

De las crónicas de Nuzhat