La ostra

Reconocemos que la maquillamos para la foto

Reconocemos que la maquillamos para la foto

La ostra es un pez marino encerrado en una concha, como un cangrejo, y es redonda del todo; pero se abre y se cierra cuando quiere. Su morada está en el fondo del mar, pero al alba y por la noche sube a la superficie y recoge el rocío en su interior. Los ra­yos de sol que tocan la concha hacen endurecerse las gotas de ro­cío, cada una aparte, según donde cayeron.

No se endurecen hasta volverse piedras, mientras se encuentran en el mar; pero cuando se sacan del mar y se abren, y se extraen de ellas las go­tas endurecidas, éstas se convierten de inmediato en preciosas piedrecillas blancas que llamamos perlas o margaritas. Y sabed que, si el rocío es puro y limpio por la mañana, las perlas serán blancas y relucientes;si no, no será así.

Y no hay perlas mayores de media pulgada.

 

Del bestiario medieval de Brunetto